La forma de comunicarse y el sonido que les caracteriza a estos felinos es el maullido. Lo que hay que tener en cuenta, es que tienen diferentes tipos de maullidos. Si vives con gatos entenderás que por diferentes razones emiten distintos maullidos característicos. Por ejemplo, no es el mismo maullido cuando tienen ganas de comer que cuando se han hecho daño o están enfadados. En este post te vamos a hablar de las razones por las cuales tu gato maúlla mucho durante tiempo o en momentos que no esperas que lo haga.

Las posibles causas de por qué tu gato maúlla mucho

¿Por qué mi gato maúlla mucho? Te preguntarás, pues existen diferentes razones que te vamos a exponer a continuación:

Maullido como forma de saludo

A veces lo único que quieren comunicarnos es un hola. Esto suele ser cuando llegas a casa o por las mañanas.

Maullido de “tengo hambre”

Con esto hay que tener cuidado porque la mayoría de los gatos son muy “comilones” por lo que puede ser que simplemente sea gula. No te pases con las cantidades recomendadas.

Maullido como forma de mostrarte que está enfadado

Si le has dejado en casa durante un largo tiempo es muy posible que cuando vuelvas estén enfadados. Si es así, no parará de maullarte para decirte que está enfadado.

Maullidos en la época de celo

En esta época los gatos están mucho más nerviosos y por lo tanto, no pararán de maullar. Una de las causas por las que se recomienda la esterilización es para que no lo pasen tan mal en estas épocas.

Cuando la arena está sucia

Los gatos son muy higiénicos por lo que te avisará también mediante maullidos si su arenero está sucio. Intenta mantenerlo siempre limpio para que haga sus necesidades cómodamente.

Maullidos porque le duele algo

Si tu gato maúlla mucho continuamente puede ser que sea porque tiene alguna dolencia por lo cual debes llevarlo a su veterinario para que lo revise y vea que está bien.

Maullidos a causa de ansiedad

Cuando sufren algún momento de estrés como por ejemplo que haya llegado a casa otro miembro, una mudanza a otro hogar o demasiado tiempo solo en casa. Estas razones pueden causar que en consecuencia el gato maúlla más de la cuenta. Es una forma de comunicarte que estás en desacuerdo.

Posibles soluciones para evitar que tu gato maúlla mucho

  • Hay que tener en cuenta que a veces los gatos maúllan porque se aburren y quieren jugar, así que lo más importante es conocer a tu gato y saber cuándo su maullido es normal o necesita algo. Si ves que puede ser que maúlle tu gato por aburrimiento juega con él y haz que se divierta.
  • Asegúrate bien de que tiene la comida necesaria, el agua limpia y el arenero limpio para que haga tranquilamente sus necesidades.
  • Tienes que tener en cuenta que los gatos a veces son caprichosos o simplemente quieren llamar tu atención, así que si has descartado dolencias y los maullidos de tu gato suelen ser muy continuados, enséñale que tampoco puede salirse siempre con la suya.
  • Por último, si los maullidos de tu gato son constantes y continuados, y ya le has dado comida, limpiado el arenero y has jugado con él, llévalo al veterinario para descartar cualquier problema de salud.

Espero que te haya servido este post para entender las razones por las cuales puede maullar tu gato.

¿Por qué maúlla mi gato? ¿Qué quiere decir mi gato maullando? El maullido es la forma que tienen de comunicarse con nosotros, así que recuerda: lo importante es conocer a tu gato y conocer cuando es un maullido por dolencia o porque quiere otra cosa.